Christmas de Navidad

Christmas de Navidad

Navidad en occidente

Libro seta gata Albamarina 05: sabe leer los corazones.

Seta gata Albamarina

Seta-gata ALBAMARINA

De Pie azul

Que naciera en Venus no fue una casualidad, pues el lucero del alba quería que seta gata Albamarina fuera su ahijada. Antes, cuando seta gata sólo era una seta en fase de transformación, el lucero del alba la recogió del asteroide B-612, donde vivía sola rodeada de baobad, tiempo después de que El Principito abandonara ese pequeño planeta. “Lo esencial es invisibles a los ojos” solía decir antes de marcharse.

Por eso seta gata cuando se levanta de su cama de nubes azules, al amanecer,  contempla al planeta Venus  con cariño y aleteo de pestañas, para darle los buenos días en un lenguaje que solo ella conoce de agradecimiento y felicidad.

Se viste de azul siempre. Cuando está triste, el celeste pálido es el color de su piel y cuando la alegría se instala en su pelaje, éste adquire una tonalidad de intensos azules irisados y fantásticos. Con sólo mirarlos, los sueños del atardecer se convierten en océanos inmensos, profundos, coralinos.

Seta gata canta  cuando está alegre o triste. Albamarina, tararea para dentro “El gato está triste y azul”,  ¡es su canción favorita! Esta música le recuerda a dos gatos amigos. Uno se llama el  Gato británico, su más fiel amigo y confidente que habita en una Caja Mágica, lugar de historias y cuentos. El otro gato posee unas  botas prodigiosas de siete leguas que lo llevan raudas por los libros de aventuras.

Ama viajar  y cuando lo hace, sueña que parte  temprano hacia mares desconocidos cabalgando a lomos de caballitos de mar, con su pelo a merced de las olas y las corrientes frías o cálidas de los azules abismos.

 Cuando puedes verla, su bondad y calma se intala en tu piel, pues esto es lo que transmite Albamarina. Lo que la convierte en un ser muy querido y apeciado.

Su vida es larga, ya que, aunque muera, vuelve a vivir. Así hasta siete veces siete.

Albamarina tiene la virtud de escuchar y guardar silencio. Ama tanto la libertad, que no le gusta que le pongan un cascabel para saber donde se encuentra. Ella llegará cuando nadie lo espere.

Seta- gata,  sabe leer los corazones intrépidos, lo que la conviete en  la sabia de las orillas acuosas.

Maleta de "El disfraz secreto".

Ilustrador: Portfolio

Porfolio del ilustrador Antonio Santana